Celebraciones Ortodoxas y Tradiciones Populares


Día de San Elías y Transfiguración de Jesús: En la Sagrada Escritura del Viejo Testamento, Elías es descendiente de la famosa familia Aaronov que vivió en la época del Rey de Israel, Ajab. Ya que el rey y su esposa eran fervorosos defensores de los ritos paganos, Elías se les apareció predicando que el Señor castigaría sus pecados trayendo una sequía mortal. La profecía se cumplió y la sequía duró tres años y seis meses. Entonces, Dios se apiadó del sufrimiento del pueblo y envío a suprofeta para que anunciara el final de la calamidad. En el crepúsculo de su vida, cerca del río Jordán, ante la mirada atónita del apóstol Eliseo, Elías voló al cielo en un carruaje ardiente para desaparecer como el soplo del viento. Precisamente este momento de la vida del santo aparece muy a menudo en los iconos. La vida ejemplar de Elías le ha valido el calificativo de "hombre celestial" y "ángel de la tierra".La vida de San Elías es, quizás, el motivo por el que este santo es venerado como mandatario del cielo y los elementos celestiales. Además, es el Señor de los truenos, los relámpagos y las lluvias, de él depende la prosperidad de la Tierra.La leyenda cuenta que cuando San Elías recorre el firmamento al galope con sus cuatro caballos y su carruaje en llamas causa rayos y truenos. Es por eso que los búlgaros lo denominan "el hombre trueno".El día de San Elías (20 de julio) es una de las festividades religiosas mási mportantes en el calendario ortodoxo y junto con la Asunción de la Virgen María (el 15 de agosto) marca el fin de las faenas agrícolas en Bulgaria. El Dr. Petko Hristov, etnólogo del Museo e Instituto Etnográfico de laAcademia de Ciencias de Bulgaria, comenta:"En las distintas regiones de Bulgaria este es el momento del inicio o el fin de la cosecha. San Elías, además de ser muy venerado, se relaciona con algunas creencias y prohibiciones porque se cree que si lo enojan, puede llegar a lanzar truenos y granizos que malogren la labor del campesino. El período entre el día de San Elías, o Ilinden en búlgaro, y la Asunción de laVirgen María, que comprende también la Transfiguración de Jesús, el 6 deagosto, es época de las grandes celebraciones. En estas festividades se suele sacrificar una vaca o bien un carnero y de la carne se prepara una sopa, llamada "Kurbán". La sopa se cocina al aire libre, se bendice por un sacerdote y entonces se ponen las mesas, también a la intemperie. El sacrificio de los animales tiene como propósito apiadar al santo para queproteja el lugar de granizadas e inundaciones.Los expertos en religión y mitología ven en la imagen de San Elías restos delos cultos paganos que adoraban los dioses del cielo: Tangra para los antiguos búlgaros, Perún para los eslavos, y Zeus para los tracios. Los búlgaros consideran que estas festividades son el momento y el lugar paraque la gente se reencuentre y de tal forma se realice una "eucaristía popular".Como habíamos dicho, otra festividad importante es la de "Transfiguración deJesús", el 6 de agosto, cuando se celebra un momento muy especial de la vida de Jesús: cuando mostró su gloria a tres de sus apóstoles. Ésta tuvo lugar mientras Jesús oraba, porque en la oración es cuando Dios se hace presente.Los apóstoles vieron a Jesús con un resplandor que casi no se puede describir con palabras: su rostro brillaba como el sol y sus vestidos eranresplandecientes como la luz. La tradición popular prohíbe el consumo de uvas hasta ese día ya que todavía no "han sido santiguadas" . La fiesta marca la mitad del período de ayunas en honor a la Virgen María antes de la Asunción de María Santísima a los Cielos. El Dr. Petko Hristov comenta también:"En diversos lugares de Bulgaria este es el momento de venerar la vid y la miel, dos productos importantes de la vida campestre. Las uvas se bendicen en la iglesia por el sacerdote y luego se reparten a conocidos y vecinos.Los apicultores realizan el sahumerio de las colmenas y llevan miel a la Iglesia Asunción de la Virgen. En las tierras al norte de la cordillera de los Balcanes se cree que a partir del día de la Transfiguración el "tiempo empieza a transfigurarse" . Las aguas de los embalses y los ríos se enfrían yla gente ya no debe bañarse allí. Los días y las noches refrescan. En Bulgaria Occidental existe la creencia de que a media noche, de la festividad, "el cielo se abre y Cristo aparece resplandeciente" . Los"árboles hacen reverencias" y si uno está despierto en este preciso instante puede pedir todo cuanto se le ocurra. Los deseos siempre se cumplen".Svetlomira IvanovaVersión en español de Ludmila Sávova http://www.bnr.bg/RadioBulgaria/Emission_Spanish/Theme_Historia/Material/29.7.htm